lunes, 14 de octubre de 2013

Crea tu Jardín Zen





Cuando no disponemos de espacio real (terreno, solar, patio) podemos realizar un jardín en miniatura que nos servirá de representación. Para ello necesitamos un caja de madera, que rellenamos con los siguientes elementos naturales.:

-Arena: Neutraliza los malos pensamientos, las actitudes y emociones negativas, favoreciendo a la serenidad. Si la arena es alisada nos recordará el caminar por la playa y los surcos simbolizan los diferentes caminos en la vida.

-Las Piedras: Que representan los obstáculos o las experiencias de la vida. Las que son irregulares y asimétricas contienen una mayor carga de energía. En el plano físico, representan las montañas.

-Conchas o caracolas marinas: Nos conectan con el mar y nos recuerdan su presencia. Representan la tranquilidad y la paz que se percibe ante la presencia de un mar en calma y el sonido suave de las olas.

-Rastrillo (pequeño): Lo utilizaremos para "peinar" un acto en la arena fijando la intención, creando situaciones que deseamos como la prosperidad, estabilidad etc. También para cambiar las que nos perjudica, como ansiedad, negatividad, etc.

-Las velas: que sirven para iluminar el jardín con una luz sedante y natural. Dentro del jardín se pueden colocar velas pequeñas aromáticas o de colores.

*Las piedras y conchas las "limpiaremos" previamente con agua y sal, ante de realizar el jardín.

Como tu creación será personal, si lo deseas puedes separar los espacios, dependerá de tu creatividad y tus gustos.

Su exposición o situación en nuestro hogar, será en un espacio donde "sintamos" buenas vibraciones y preferiblemente encarado al Este (salida del sol).

El Jardín Zen nos ayuda a relajar nuestra mente, tranquiliza la ansiedad y la angustia. Podemos cambiar las formas, tantas veces como queramos, retirando las rocas o piedras, alisando la arena, colocando nuevamente todos los elementos y trazando los surcos que representan nuevas oportunidades. 


Es una herramienta de terapia natural, donde te relajaras de manera progresiva y notando los efectos a nivel interior y mental, pruébalo!

Si no dispones de los materiales apropiados a mano, no tienes tiempo o no te apetece crear uno desde cero, te recomendamos nuestros kits de Jardines Zen. Los encontrarás en lesburrades.com! Es una forma barata, rápida y cómoda de tener tu propio jardín personal. Los kits vienen con todos los elementos que necesitas y existen diferentes formas y tamaños para que elijas el que más te guste y mejor encaje en el lugar que le tienes pensado!





Instrucciones


1.

Encuentra una base apropiada para el jardín Zen de escritorio. Para un jardín Zen tradicional, busca un recipiente poco profundo de madera, una bandeja de metal o una caja (de no más de 2 pulgadas de altura). O personaliza tu jardín Zen y elige el recipiente que te guste. La única limitación es que el mismo debe quedar plano sobre la mesa (con poco volumen hacia arriba).

2.

Llena el recipiente hasta 1/4 de pulgada del borde. Los jardines Zen tradicionales están llenos con granito molido o grava fina. La forma irregular de las partículas ayuda a dar definición a los diseños creados con el rastrillo. Si no puedes encontrar el granito o la grava adecuados, ten en cuenta diferentes tipos de arenilla. También puedes usar arena de colores, pero no mantendrá los diseños tan bien como los materiales anteriores.

3.

Escoge rocas, ramitas u otros elementos para incluir en tu jardín. En un jardín Zen la arena simboliza las ondas del mar y las rocas simbolizan montañas o islas. Tradicionalmente, los jardines Zen contienen sólo unas pocas piedras y en números impares, especialmente el tres. Para tomar ideas, consulta fotos de jardines Zen buscando elementos que te llamen la atención. O bien consigue uno de nuestros kits con todos los elementos que requiere un Jardín Zen!

4.

Usa un rastrillo en miniatura para hacer largos diseños que imiten agua. Rastrilla tu jardín cada día para tener un momento de serenidad meditativa.

5.

Sitúa tu Jardín hacia el éste para encararlo al sol, en un lugar que te inspire serenidad y relax. Con ésto ya tendrás tu rincón de meditación y tranquilidad en tu casa! Son unos sencillos pasos que nos aportan sensaciones positivas sin gastarnos mucho dinero.

Anímate y consigue el tuyo!


Tagged:

0 comentarios:

Publicar un comentario